Tag Archives: obras sanitarias

¿QUÉ ARROJAMOS A LA CLOACA? CAMBIO DE HÁBITOS PARA EL CUIDADO DE NUESTRA SALUD

La acumulación de desechos que terminan obstruyendo el sistema cloacal está generando inconvenientes en la ciudad. La Dirección de Obras Sanitarias recuerda a los vecinos que no debe arrojarse a las cloacas ningún residuo que pueda obstruir las redes o contaminar el cuerpo receptor.

A raíz de los inconvenientes generados en el barrio Cámara de Comercio por el colapso del sistema de cloacas, desde la Dirección de Obras Sanitarias se llama a los vecinos a ser cuidadosos con respecto a los residuos cloacales, ya que los mismos obstruyen el curso del agua.

Desde ayer ya funciona con regularidad el sistema de cloacas del barrio Cámara de Comercio. El personal de Obras Sanitarias acudió a la intersección de las calles Solís y Azcuénaga frente a la demanda de los vecinos por un colapso del sistema cloacal.

En una primera oportunidad, se acudió al lugar con un Camión Hidrojet utilizado para desobstrucción pero, ante la importante cantidad de desperdicios acumulados, fue necesaria la intervención del personal quien debió ingresar a la cámara con arnés para romper y quitar los restos de residuos que obstruían el conducto. Entre los desechos, se encontraron restos de bolsas plásticas y material de construcción.

Frente a esta situación, se hace necesario concientizar a los vecinos sobre el cuidado de las cloacas y recordar aquello que no está permitido arrojar a las mismas: aceites de todo tipo, desechos industriales, material de construcción, restos de comida. Asimismo, el agua de lluvia debe ir a las calles, fluyendo por el correspondiente sistema pluvial, y no destinarse al sistema cloacal.

El agua y las cloacas hacen a la salud de la población; de allí la importancia de mantenerlas en condiciones”, señalaron desde el área responsable.

RECOMENDACIONES PARA EL CUIDADO DE LA SALUD Y EL MEDIO AMBIENTE

No debe arrojarse a la cloaca ningún residuo que pueda obstruir las redes o contaminar el cuerpo receptor. Por ejemplo, los aceites o grasas, que al enfriarse y en combinación con hilos, pelos y otras fibras pueden obstruir las redes, por lo tanto deben colocarse dentro de un recipiente plástico tapado y ser arrojados a la bolsa de residuos.

Los insecticidas u otros líquidos peligrosos y/o abrasivos, si son arrojados a las cloacas, van a parar a un cuerpo receptor, contaminándolo. Si, en cambio, se eliminan por el sistema de recolección de residuos –como se indicó con el aceite- su disposición en un lugar adecuado tendrá un impacto ambiental menor.

MODIFICANDO HÁBITOS

En la cloaca se mezcla el agua sucia –por ejemplo, el agua que eliminamos al bañarnos o al apretar el botón del inodoro- con agua limpia, constituida por toda el agua que estamos enviando al a cloaca sin haberle dado un uso determinado: goteo de canillas, rotura de caños, canillas mal cerradas, dejar el agua corriendo mientras nos lavamos los dientes o lavamos los platos, abrir la ducha mucho tiempo antes de empezar a bañarnos y demás ejemplos de pequeñas acciones diarias que hacen al gran problema de derroche de agua.

DIRECCIÓN DE COMUNICACIÓN Y PRENSA – PARTIDO DE PERGAMINO

09/01/2019